martes, 12 de mayo de 2009

Vida de perros

Mediodia en el Ciber Locu Kiosco. Con Maxi comemos tarta de Jamón y queso en silencio. Cuando estamos terminando me dice: "¿vas a dejar ese poquito que te sobra?".
"La verdad que son enormes estas porciones, no quiero mas", le digo.
Entonces mira mi plato, el suyo, y larga una frase que jamas pense que diria: "Aca tendriamos que tener un perro, sabes..."
"¿¿queee?? con el quilombo que es este local y vos queres meter un perro??" le contesto con lo ojos como el dos de oro. "claro, en mi casa, con los cinco perros que tengo no desperdicio nada de comida como aca..."

2 comentarios:

:agustinajazmín dijo...

el novio de mi mamá le da de comer chocolate a mi perro. pero huesos no porque, claro, se puede lastimar.
ojalá fuesen tan considerados conmigo también, ay!

Monegasco dijo...

jaja, viste a veces los perritos son mas agraciados que los humanos!!! duermen en cama de dos plazas, comen chocolate, si llueve no salen a la calle... besos!!!